Nissan

Nissan RE-LEAF: Emergencia a puro voltaje

Nissan ha presentado un prototipo de vehículo de emergencia 100 % eléctrico, diseñado para ofrecer una fuente de alimentación móvil en caso de desastres naturales o acontecimientos climáticos extremos.

Este revolucionario prototipo de Vehículo Eléctrico (VE) ofrece una solución inmediata para las secuelas de los desastres naturales y proporciona suministro eléctrico donde sea necesario mediante la tecnología V2G (Vehicle to Grid). Ha sido concebido conjuntamente por los ingenieros de Nissan y por los especialistas del equipo de competición RJN, responsables a su vez de los Nissan GT-R Nismo GT3 de competencias.

Además de con las modificaciones estructurales necesarias para circular por carreteras cubiertas de escombros, el RE-LEAF cuenta con enchufes resistentes a la intemperie instalados directamente en el exterior del vehículo, que permiten alimentar los dispositivos de 110-230 V con la batería de iones de litio de alta capacidad del automóvil.

Gracias a su altura libre al suelo de 225 mm y sus neumáticos BF Goodrich Baja All Terrain, el RE-LEAF puede llegar al centro de una zona catastrófica y ofrecer un suministro eléctrico totalmente móvil para ayudar en el proceso de recuperación. El sistema integrado de gestión eléctrica puede alimentar las comunicaciones sanitarias, iluminación y otros equipamientos de soporte vital.

Nissan

Los desastres naturales son la principal causa de los cortes eléctricos. Un informe de 2019 del Banco Mundial descubrió que los desastres naturales y el cambio climático causaron el 37% de los cortes del suministro eléctrico en Europa entre 2000 y 2017, así como el 44% en Estados Unidos durante el mismo periodo.

Cuando se produce un desastre, el tiempo que se suele tardar en restablecer el suministro eléctrico suele ser de entre 24 y 48 horas, en función de la gravedad del daño. Durante ese tiempo, se pueden usar los vehículos eléctricos para contar con un suministro eléctrico móvil de emergencia y cero emisiones.

Nissan

El RE-LEAF se ha creado para demostrar el verdadero potencial de los vehículos eléctricos en procesos de recuperación tras un desastre. En Japón, Nissan usa el LEAF para proporcionar energía y transporte de emergencia en caso de desastres naturales desde 2011, y ha firmado acuerdos de colaboración con más de 60 gobiernos locales. Mediante el sistema Nissan Energy Share, los VE funcionan como baterías de almacenamiento móviles para suministrar electricidad a los hogares y a la sociedad, creando así un modelo de energía distribuible que se puede usar para ayudar a estabilizar el suministro y la demanda de electricidad.

Helen Perry, jefa de Turismos e Infraestructura Eléctricos de Nissan en Europa, ha comentado al respecto: «A través de la Movilidad Inteligente Nissan, exploramos constantemente formas en las que los vehículos eléctricos pueden enriquecer nuestras vidas más allá del transporte de cero emisiones. Los prototipos como el RE-LEAF exhiben las posibles aplicaciones de los VE en la gestión de desastres y demuestran que una tecnología más inteligente y limpia puede ayudar a salvar vidas».

Nissan

El RE-LEAF usa la capacidad de carga bidireccional del LEAF, que es una función de serie del modelo desde su introducción en 2010. Esto significa que el LEAF no solo puede «extraer» electricidad para recargar la batería de alta capacidad, sino que también puede «devolverla» a la red a través de la tecnología V2G (Vehicle-to-Grid), o enviarla directamente a dispositivos electrónicos mediante la tecnología V2X (Vehicle-to-everything).

Si se usa como estación eléctrica, el Nissan LEAF e+ de última generación con batería de 62 kWh totalmente cargada puede suministrar suficiente electricidad para un hogar medio durante seis días.

Al ser un vehículo de recuperación en caso de desastre, el RE-LEAF puede alimentar varios dispositivos de manera simultánea. A continuación se detallan algunos consumos eléctricos de 230 V a modo de ejemplo:

Nissan

Martillo neumático eléctrico – 24 horas – 36 kWh
Ventilador de presión – 24 horas – 21,6 kWh
Hervidor de agua con capacidad para 10 litros – 24 horas – 9,6 kWh
Ventilador médico para cuidados intensivos – 24 horas – 3 kWh
Proyector LED de 100 vatios – 24 horas – 2,4 kWh

Cuando se restaura el suministro eléctrico en la zona, los VE se pueden recargar y ofrecer transporte de cero emisiones: hasta 385 km (WLTP) con una sola carga de batería del LEAF e+.

Nissan RE-LEAF: Al detalle
El RE-LEAF contribuye a las tres «RE» de la preparación para desastres: ofrece una respuesta de emergencia, contribuye a la recuperación humanitaria y mejora la resiliencia de la comunidad de cara al futuro.

Nissan

El color ámbar del RE-LEAF es un guiño a la palabra griega clásica para ámbar, electron, que es el origen de la palabra «electricidad». Este color combina con el azul de la Movilidad Inteligente Nissan en referencia a las habilidades conectadas del prototipo. La barra de luces LED instalada en el techo también genera destellos de color ámbar para avisar a otros usuarios de la carretera de que este vehículo se acerca.

Con el objetivo de que el auto circule mejor por carreteras donde podría haber obstrucciones o escombros caídos, la altura de conducción del RE-LEAF se ha elevado de 7 cms a 22.5 cms con un protector de cárter para proteger el suelo del Leaf. Los neumáticos más anchos (+90 mm delante / +130 mm detrás), los pasos de rueda personalizados, faldones y neumáticos todo terreno con rines deportivos de 17’’ se suman a las capacidades de este prototipo.

Nissan

El sistema integrado de gestión energética puede transmitir la electricidad de la batería del RE-LEAF hasta una tensión de 230 V. Cuenta con tres enchufes: dos tomas externas en forma de C resistentes a la intemperie para un fácil acceso, y un enchufe doméstico interno instalado en la zona de equipaje.

Se han quitado los asientos traseros y se ha nivelado el suelo para ofrecer espacio de almacenamiento para el equipo esencial. Hay una rejilla personalizada que separa los asientos delanteros de la zona de carga.

Cuando el RE-LEAF llega a una zona de desastre, un escritorio extraíble se despliega desde la zona de equipaje con una pantalla LED de 32’’ y una toma de alimentación específica para disponer de un centro operativo para llevar a cabo las comunicaciones y gestionar el proceso de recuperación.

Una vez que se restablece el suministro eléctrico, el LEAF se puede recargar mediante tres perfiles de carga, incluso usando enchufes domésticos si no hay infraestructura VE disponible en las inmediaciones.

Nissan

AUTOEXTRA
La publicación especializada en la industria nacional y mundial del automóvil y las motos.

Síganos en: