Inicio 25

Lordstown, en crisis y sin dinero

Lordstown

Lordstown Motors Corp. anunció que su presidente ejecutivo Steve Burns y el director financiero de la compañía, Julio Rodríguez, renunciaron luego que que el fabricante de vehículos eléctricos advirtiera que tenía «dudas sustanciales» sobre su capacidad para continuar como empresa en funcionamiento durante el próximo año.

Lordstown

La directora independiente, Angela Strand, ha sido nombrada presidenta ejecutiva y supervisará la transición de la firma hasta que se identifique un CEO permanente.

Lordstown

Esta noticia es una confirmación más de la profunda crisis de la empresa que nunca ha sido fabricante de automóviles. Desde ser una startup desconocida que convertía pickups comunes en eléctricas hasta ser productora de vehículos con una enorme planta en Ohio (EE.UU), Lordstown tomó su nombre de la ciudad donde General Motors ensambló el conocido Chevrolet Cruze.

A partir de entonces presentó un proyecto de pickup al que denominó Endurance, llamando la atención por tener motores eléctricos en sus ruedas al tiempo que mantenía un estilo mucho más cercano a las tradicionales pickup.

Lordstown

Con algo de apoyo de GM, que le vendió la fábrica a buen precio, Lordstown Motors mostró su prototipo Endurance y logró el apoyo de varios inversionistas, pero no los suficientes como para cubrir el costo de producción del vehículo.

Con una pérdida de US$125 millones en el primer trimestre, Lordstown no entregó su balance general del segundo trimestre y la Comisión de Bolsa y Valores (SEC) presentó una demanda que podría sacar a la empresa del índice Nasdaq.

Después de ello, Lordstown confesó que no tenía dinero para continuar con el proyecto. Iniciaron con US$587 millones para gastar en marzo, y ahora la compañía está en quiebra. Para empeorar las cosas, el desarrollo de la Endurance aún no se ha completado y esto requerirá más dinero, así como todo el proceso de distribución y marketing del producto.

Lordstown

Sin plata para ejecutarlo, Lordstown Motors le dijo a la SEC que existen dudas sobre la capacidad de la empresa para seguir operando, y si no consigue efectivo, muy probablemente desaparecerá en un año.

La empresa dijo que ha estado buscando formas de obtener financiamiento a través de la venta de acciones y bonos o incluso préstamos, con el fin de mantenerse para comenzar a producir y vender. En Lordstown, el objetivo era vender 2.200 camionetas este año, pero ahora se habla de producir solo 1.000 unidades.

Las acciones de Lordstown alcanzaron los 30,50 dólares en febrero, pero esta semana han caído hasta 9,30 dólares, lo que indica que los inversionistas desconfían de la empresa.

Lordstown

Después de haber sido denunciado en la SEC por engañar a los accionistas sobre la capacidad de producción y la demanda, Lordstown informó una vez que tenía 100.000 reservas, pero eso nunca fue verdad.

Por el momento, su más reciente decisión fue contratar a AlixPartners, una firma de asesoría conocida por ayudar a las empresas a reestructurar sus operaciones.

No olvide visitarnos en

FACEBOOK
INSTAGRAM
TWITTER

MÁS DE NOTICIAS INTERNACIONALES EN AUTOEXTRA