Inicio 25

Murió la industria automotriz venezolana

Murió la industria automotriz venezolana

Murió la industria automotriz venezolana. Un entierro de quinta ha recibido la industria automotriz venezolana, luego que la Cámara de Fabricantes Venezolanos de Productos Automotores (Favenpa) anunciara que en lo corrido de 2021, entre enero y junio, sólo ha fabricado un solo vehículo. No es un error: uno (1) solo.

Murió la industria automotriz venezolana

Por desgracia, es cierto. La una vez admirada y boyante industria automotriz venezolana ha fallecido, como consecuencia de las medidas adoptadas por el régimen gubernamental que desde el mandato de Hugo Chávez hasta la actualidad se dedicaron a terminar como diera lugar uno de los emblemas económicos del país ´patriota´.

Murió la industria automotriz venezolana

En Venezuela se alcanzó un pico de ventas de automotores de 500 mil unidades, y se llegaron a producir 170 mil unidades en 2007. Nueve ensambladoras Chrysler, Ford, General Motors, Iveco, Mack, Mitsubishi, Hyundai, Toyota y Encava que hicieron grande esta industria, hoy día apenas conservan los terrenos donde alguna vez se fabricaron vehículos para el mercado local, y muchos para exportación a Colombia y Ecuador, entre otros países.

Murió la industria automotriz venezolana

«La pérdida del poder adquisitivo de los venezolanos, donde cada 9 de 10 personas son pobres aunado a la eliminación del crédito bancario y la paralización de industrias que aportaban la materia prima necesaria para el sector, como el Complejo Siderúrgico Bolivariano (Sidetur), la industria de aluminio Alcasa y el sector petroquímico, forman parte de las principales consecuencias que contribuyeron a la desaparición del sector», dijo Omar Bautista, presidente de Favenpa.

Murió la industria automotriz venezolana

Sesenta años antes, en 1962 cuando iniciaron operaciones algunas ensambladoras, se produjeron 10 mil unidades. Hoy da tristeza escuchar una noticia que ya se vislumbraba en diciembre del año pasado, cuando se dio a conocer que se habían fabricado apenas 87 automotores, menos de siete (7) unidades por mes.

Murió la industria automotriz venezolana

Una investigación del Centro de Divulgación del Conocimiento Económico para la Libertad (Cedice Libertad) reseñó que el ingreso per cápita de los venezolanos era de 8.454 dólares (unos $25 millones al cambio actual) según el Fondo Monetario Internacional (FMI). Ahora, 14 años después, esa entidad internacional estima que el ingreso per cápita será de 1.541 dólares (4.5 millones de pesos colombianos aprox). Esto ubica a Venezuela como la nación más pobre de Latinoamérica y el Caribe.

Y el sector de autopartes está igualmente afectado, porque funciona sólo al 15% de su capacidad instalada. «Los ingresos se ven seriamente comprometidos por la competencia desleal que existe, al haber una importación masiva de repuestos que no están obligados a pagar ningún tipo de impuestos. Debido a una política estatal, los importadores no pagan impuesto de importación, IVA, ni tasa aduanera, lo que representa una diferencia de 30% contra el producto nacional que si está obligado a pagar”, explicó Bautista.

Murió la industria automotriz venezolana

Asimismo, la escasez de gasolina y diesel es otro problema que afecta la venta de autopartes. Según la web LaPatilla.com en Venezuela circulan cuatro millones 78 mil vehículos, pero el combustible distribuido apenas alcanza para atender al 50% del parque automotor.

Favenpa afirma que el 53% del parque automotor venezolano es modelo 2006, y ello solo indica que más de dos millones de vehículos tienen un tiempo de uso de 15 años. “Es un parque automotor envejecido con 22 años promedio. El 34% tiene entre 11 y 15 años, y el 15,8% tiene entre 6 y 10 años. Apenas el 1%, que son 30.874 unidades fueron incorporadas al mercado en los últimos cinco años. Esto es muy grave porque a la vuelta de dos años, prácticamente el 70% de los vehículos tendrán más de 15 años de vida”, resaltó Bautista.

Murió la industria automotriz venezolana

Favenpa ha remitido cartas a los diferentes ministerios para reactivar la industria automovilística venezolana, pero no ha recibido respuesta alguna. “Se debe dar la reactivación de las ensambladoras y crear políticas para que la gente pueda adquirir vehículos nuevos, mediante la entrega de su vehículo usado como cuota inicial y la adquisición de un crédito para terminar de pagar por plazos”, finalizó Bautista.

No olvide visitarnos en

FACEBOOK
INSTAGRAM
TWITTER

MÁS DE NOTICIAS INTERNACIONALES EN AUTOEXTRA