Inicio 23

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna. Muchas personas están de acuerdo con la prohibición de los motores de combustión interna para 2035, debido a los beneficios ambientales que se alcanzarían. No obstante, ya hay voces opuestas, como la del Primer Ministro de la República Checa, hogar de la marca Skoda.

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

Andrej Babis, el mandatario de la nación checa, dijo que los legisladores europeos son «fanáticos verdes», al tiempo que declaró que defenderá la industria automotriz de su país y desafiará la propuesta de la Unión Europea (UE) de prohibir todos los automóviles a gasolina y diésel (ICE) para 2035.

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

“No estamos de acuerdo con la prohibición de vender autos que funcionan con combustibles fósiles”, dijo a Babis la semana pasada. «No es posible. No podemos dictar aquí lo que los fanáticos verdes idearon en el Parlamento Europeo”.

Si bien la República Checa es un país relativamente pequeño con poco más de 10 millones de residentes, tiene el decimosexto PIB más alto entre las naciones de Europa y es uno de los principales productores de automóviles del mundo en términos per cápita. De hecho, la industria automotriz representa casi un tercio de la economía checa, y empresas como Skoda, Toyota y Hyundai fabrican automóviles en el país.

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

El Pacto Verde Europeo exige que las emisiones medias de los vehículos nuevos disminuyan 55 por ciento desde los niveles de actuales para 2030. Y al 100 por ciento para 2035, lo que significa que “todos los autos nuevos registrados a partir de 2035 serán de cero emisiones, según la UE.

«La República Checa es uno de los mayores productores de automóviles del mundo, y este tema se convertirá en una de las principales prioridades en el futuro», agregó Babis. También afirmó que su país apoyará tener la infraestructura adecuada para los vehículos eléctricos (ya se fabrica el Skoda Enyaq), pero no subvencionará su producción.

República Checa desafía la prohibición de los motores de combustión interna

Babis, quien se presentará a la reelección el próximo mes, claramente busca proteger ciertos intereses nacionales luchando contra la UE y su prohibición de ICE. La voz del mandatario reúne la de varios gobiernos que sienten que podrían no tener la infraestructura adecuada para una prohibición total de ICE para 2035 tal como Rumania.

No olvide visitarnos en

FACEBOOK
INSTAGRAM
TWITTER

MÁS DE NOTICIAS INTERNACIONALES EN AUTOEXTRA